Allez au contenu, Allez à la navigation, Allez à la recherche, Change language

  • Applications
  • Tumblr
  • Instagram

Inicio > Article

Joel y Ethan Coen, presidentes del Jurado del 68º Festival de Cannes

El 19.01.2015 a las 1:26 PM

Joel y Ethan Coen © Alison Cohen Rosa / Universal Pictures

 

 

 

 

 

Por primera vez en la hisotria del Festival de Cannes, no será una sino dos figuras las que presidirán el Jurado.
En efecto, los cineastas estadounidenses Joel y Ethan Coen han aceptado la invitación del presidente Pierre Lescure y del delegado general Thierry Frémaux para convetirse en presidentes de la 68ª edición del Festival.


"Estamos deseando regresar a Cannes este año”, afirmaron Joel y Ethan Coen desde el rodaje de Hail Caesar!, que contará con la participación de George Clooney, Christophe Lambert, Scarlett Johansson, Tilda Swinton, Josh Brolin y Channing Tatum. “Sobre todo, estamos encantados de tener la oportunidad de ver películas procedentes de todo el mundo. Cannes es un festival que ha sido importante para nosotros desde los comienzos de nuestra carrera. Presidir el Jurado representa un honor especial puesto que nunca antes hemos sido presidentes de nada. Al respecto, hablaremos largo y tendido cuando llegue el momento".

En 2015 se celebran 120 años desde la invención del cinematógrafo Lumière y el Festival de Cannes se enorgullece en homenajear, a través de los hermanos Coen, el trabajo de todos los integrantes de la "hermandad del cine" que, desde Louis y Auguste Lumière, han contribuido a enriquecer su historia. El Festival también ha tenido la oportunidad de dar una calurosa bienvenida a los "hermanos": como Joel y Ethan Coen, que ganaron la Palme d’or en 1991, Paolo y Vittorio Taviani la recibieron en 1976, así como Jean-Pierre y Luc Dardenne en 1998 y 2005.

El Festival de Cannes se celebrará desde el miércoles 13 hasta el domingo 24 de mayo de 2015. La composición de la Selección Oficial y de los miembros del Jurado se dará a conocer a mediados de abril.

 

 

 


 

 

 

 

Joel y Ethan Coen

Galardonados con la Palme d’or en 1991, los hermanos Coen forman parte de la historia del Festival. Desde Arizona Baby (Raising Arizona, 1987), su segunda película, han sido invitados a la Selección Oficial y han presentado nueve de sus películas, a menudo conquistando los premios más prestigiosos: la Palme d’or en 1991 por Barton Fink; el Prix al mejor director en 1996 por Fargo así como por El hombre que nunca estuvo allí (The Man Who Wasn’t There) en 2001. Y, en 2013, A propósito de Llewyn Davis (Inside Llewyn Davis) conquistó el Grand Prix, que recibieron de manos de Steven Spielberg.

Desde Nueva York, donde Joel estudió cine, los hermanos Coen se han convertido en la imagen del cine independiente. Joel y Ethan han colaborado juntos desde su primera película, Sangre fácil (Blood Simple) en 1984, que ganó el Gran Premio en el Festival de Cine de Sundance. Tras Muerte entre las flores (Miller’s Crossing) y Arizona Baby (Raising Arizona), ambas aclamadas por la crítica, Barton Fink supuso su consagración internacional. Los hermanos confirmarían su talento y originalidad en películas como Fargo, que cosechó un enorme éxito de público, El gran Lebowski (The Big Lebowski), que ha alcanzado un estatus de culto entre muchos amantes del cine, y O Brother! (O’Brother, Where Art Thou), que concedió a George Clooney su primer gran papel cómico.

Los hermanos trabajan siempre juntos en sus películas, en las que Ethan (también escritor, con una colección de relatos cortos, "Las puertas del Edén", publicada en 1998 y reeditada recientemente en Francia) es el productor y Joel el director, y desde 2004 ambos aparecen juntos como guionistas, directores, editores y productores, reforzando la imagen de un tipo de cine tan personal como su relación de hermanos.
Ethan y Joel también extienden el espíritu familiar a los actores y a los equipos de rodaje con los que trabajan habitualmente: Steve Buscemi, John Turturro, Jeff Bridges, John Goodman, Frances McDormand y George Clooney son habituales en sus películas, actores que se sienten inspirados por el sentido de absurdo y el estilo particular que impregna su obra y enmascara su pesimismo radical. Su estilo ha abordado diversos géneros muy diferentes y cuestionado todos los mitos de la cultura estadounidense: desde la comedia alocada hasta los westerns (Valor de ley -True Grit-, que inauguró el Festival de Cine de Berlín), pasando por charadas intelectuales, cine negro o la adaptación literaria de la novela de Cormac McCarthy No es país para viejos (No Country for Old Men, 2007), que recibió muchos premios internacionales, incluidos cuatro Óscars.
 

Facebook Twitter Imprimer